Paranoia: dudas sobre lo obvio  

Posted by chancho de titanio

Madrugada. Dos golpes contra la madera y un grito se oye como si viniera de una voz inexistente. Vacío, sin fondo, sin sabor, sin origen ni destino - ni siquiera pude distinguir si venía de una mujer, hombre, mapache o alacrán. De hecho no existía - aún dudoso, me pregunto que pasa y salgo a ver para encontrarme que todo está estatico e igual que hace dos horas con treinta y cuatro minutos y cuarenta y nueve segundos... sabía que no era real. Sin embargo me asomé.

Nona. Almuerzo basando en asquerosos restos de pizza que ordené hace cuatro días y que había permanecido en la nevera a la par de un envase con delicioso yogurt y una lechuga que huele a aceite alcanforado. "Suena" el teléfono - ya estaba seguro de que no estaba sonando - Levanto el cuerno: tono seco. Me quedo observando la pared mientras el tono cambia a ocupado y la textura de la pared lentamente se deforma como suele pasar cuando estoy distraído. Le mento la madre a mi inexistente interlocutor por haberme colgado y vuelvo a colocar el cuerno en su lugar y sigo "disfrutando" mi comida... sabía que no era real. Sin embargo contesté.

Autobus, regresando de clases. Se sube un joven afroamericano vestido con el uniforme de su equipo favorito de baloncesto - completamente de verde. El chofer, jocosamente, le dice que parece un duende irlandés. Suelto una carcajada que se oye en todo el autobus y de una vez pienso para mis adentros "que impolite de mi parte hacer eso, la otra gente en el bus debería estar molesta conmigo" y empiezo a sentir como si todos me estuvieran mirando con cara de decepción y murmullando, aunque sé que en realidad no lo están. Inocentemente, me pongo a observar a todo el mundo en el bus y me doy cuenta que a nadie le importó lo que hice, si es que por casualidad se dieron cuenta... sabía que no pasó nada real. Sin embargo volví a mirar.

No es nada. Nunca es nada. Ni siquiera lo pude haber esperado, pero muy bien lo pude haber deducido o calculado. Dudar de todo lo que es y lo que no es me hace ser así - menos mal que nadie se da cuenta. Sería bonito decir que no quiero que esto siga pasando, a ver si eso cambia algo...

Casa, madrugada. Tras resolver un complicado problema me siento en la alfombra, miro al techo y veo el ventilador encendido: "vete al carajo, estás apagado". Amén. Lo estaba.

This entry was posted on octubre 06, 2006 at viernes, octubre 06, 2006 . You can follow any responses to this entry through the comments feed .

0 espasmos mentales

Publicar un comentario